De que se escribe cuando no se tiene de que escribir

Sé mis queridas Bestias Pardas que muchos de vosotros pensáis que ser adolestreinta es una carrera de muerte y destrucción, que no paramos de hacer cosas, que nuestra vida es alocada y todo despiporre y que por causas como éstas tenemos tanto que contar en el blog...

Pues no...llevo tres semanas en paro (again, si again, para variar que ya me estaba yo acomodando a eso de que me pagasen por trabajar aunque fuese una auténtica puta mierda) y sinceramente horda de bestias no tengo nada que contaros jajaja...menos mal que mis nuevos colaboradoras me sacan las castañas del fuego (os amo, os adoro y os compro un loro...). Mi vida se reduce a horas perdidas y rellenas con las más absurdas de las actividades.

Corro, medito, hago flexiones, pinto, coloreo, leo, duermo, bebo, fumo como Sarita Montiel en sus mejores tiempos, follo (lo que se me permite you know) y aun asi me sobran horas del día!! Pero quien coño dijo que el día tenía que tener 24 horas joder!! Que de tiempo que rellenar!!

Así que nada, que ni tanto arte que llevo dentro ni mis ganas de ser un ser humano decente y deportista pueden valer para tanta hora muerta. Que coñazo copón...

También espío a mis vecinos rollo ventana indiscreta pero vamos...que los gatos tienen vidas más animadas que ellos...dan más pena que yo...

Menos mal que ahora me voy a Cádiz a pasar el veranito y así entre tintito y tintito y entre moreno y moreno semidesnudo a ver si las horas se me pasan más rápidas...

Que ni la vida adolestreinta da para tanto...

Muerome de aburrimiento...


0 comentarios:

 

Síguenos en Instagram

Lloros, ruegos y regalos caros a...

adolestreinta [@] gmail [.] com


Sigue ADOLESTREINTA en Bloglovin


Más Adolestreintas que leer

Y también en Google +

About